Blogia
MIS OBSESIONES

Sur de California, 1963

Coches, surf, cines al aire libre, playa, chicas, sol brillante, fiestas. Realmente, ¿fueron verdad alguna vez todos estos tópicos veraniegos? Pues sí. Y concretamente en el sur de California, en el periodo de 1960 a 1963. La auténtica fuente de este tipo de diversiones era la inocencia que imperaba por entonces entre los jóvenes, consecuencia de una calidad de vida más que aceptable y el auge de la por entonces reciente cultura juvenil, que empezó a surgir sólo después de la Segunda Guerra Mundial. Sin lugar a dudas, un grupo musical destaca por encima de todos los demás como representante de esos tiempos: los Beach Boys, con Brian Wilson al frente. Jóvenes y agraciados, el núcleo temático de sus discos eran todos los tópicos que hemos enumerado al principio, asentados sobre una noción muy conservadora de la sociedad, ya que precisamente esa armonía sólo era posible desde una perfecta comunión con el entorno social. Y así, en algunas de las canciones se nos habla del "espíritu de América", o de que "debemos ser sinceros a nuestra escuela", es decir, entregarnos en cuerpo y alma a las instituciones que nos forman como ciudadanos.


Chicas, playa, juventud y surf: la época dorada de California.

El éxito de estos discos fue impresionante. Los jóvenes, por fin, habían encontrado a los portavoces adecuados para clamar con orgullo su estilo de vida. Los Beach Boys se hicieron célebres y Estados Unidos, de la noche a la mañana, se llenó de himnos al verano eterno. Pero en 1964 terminó la edad de oro. A este respecto, son muy relevantes las palabras de Joe Nolte, líder de The Last, un estupendo grupo californiano de pop de los años setenta:

"En aquella época, los Beach Boys estaban listos para ser el grupo más grande del país, y 1964 parecía prometedor. Pero entonces, los malditos Beatles golpearon. Ahora, para mí y muchos otros, los Beatles fueron una diversión necesaria después del horror del asesinato de Kennedy. Aunque lo que todos pensábamos era: 'Oh mierda, esto va a destruir a los Beach Boys'. Lo que, relativamente, sucedió."


California, 1963. Los muy ingenuos no sabían que la sombra de los Beatles estaba a punto de cernirse sobre ellos.

En efecto, los Beatles desembarcaron en Estados Unidos con el gran éxito de su canción I Want To Hold Your Hand. Empezó el periodo de la invasión británica, en el que por primera vez desde la aparición del rock Gran Bretaña influía en Estados Unidos, y con sus mismas armas: lo único que hicieron los Beatles fue acelerar el pop que ya existía y dotarlo, de esta manera, de una energía y frescura que enloqueció a una sociedad conmocionada, como bien dijo Joe Nolte, por el inesperado crimen de Kennedy. Los Beatles acabaron no sólo con los Beach Boys, sino también con el bueno de Phil Spector, un loco armado y peligroso pero artífice de canciones tan geniales como Be my baby. Todos los grupos autóctonos siguieron la estela de los cuatro de Liverpool. Brian Wilson no dejó de hacer grandes canciones, pero el periodo de reinado de los Beatles coincidió con el principio de su decadencia mental, de la que no resurgió hasta finales de los ochenta.


Sí, en aquella época en California también había friquis como éste.

Por otro lado, los veranos californianos de sol, surf y olas fueron dando paso al progresivo avance de la música y la cultura juvenil hacia la psicodelia. Los surfistas perdieron fuelle y desaparecieron entre las pandillas de melenudos que proclamaban la paz y el amor libre. Podría decirse que los Beatles terminaron con la inocencia y que ya nada volvió a ser lo mismo. Hay una estupenda película de John Milius, El gran miércoles, que explica perfectamente todo este proceso, encarnado en un grupo de amigos surfistas.


No es una peli de gays, sino de surf y amistad.

He escrito este artículo porque desde hace unos días estoy enganchado a la última y típica recopilación de los Beach Boys que aparece cada verano, sólo que ésta es bastante mejor que todas las anteriores: consta de tres CD y abarca prácticamente todo el espectro de la historia del grupo. Es absolutamente recomendable porque demuestra que, tras la imagen de canciones ligeras de surf que suele dar su música, se encuentra una de las producciones musicales más brillantes de la segunda mitad del siglo XX. Si no los conocéis, escuchadlo porque es fácil que sus infecciosas melodías cambien vuestra vida. El recopilatorio se titula The Platinum Collection, y es fácilmente descargable por cualquier P2P, pero no lo hagáis porque así acabaréis con la música y, como dice ese gran poeta que es Manolo García, cuando bajamos una canción de Internet lo que en realidad estamos haciendo es robarla.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

5 comentarios

Mr. Glasshead -

Jeje, gracias, es un honor que alguien piense que mi archivo de feos es muy bueno :-) Sí es cierto que "El gran miércoles" tiene un cierto aire nostálgico, pero bueno, al parecer el director era bastante reaccionario.

engelson -

Tienes las mejores fotos de feos de todo internet. En cuanto a El gran miércoles, la peli está bien, es entretenida y se deja ver; como pega le pondría el aire nostálgico de “que tiempos aquellos de los auténticos surferos, que me parece un recurso algo pedorro.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Mr. Glasshead -

Hey! Son, yo creo que los Beach Boys tuvieron mucho éxito, primero, porque sus canciones eran indiscutiblemente buenas, y segundo porque sí reflejaban ese way of life, que por entonces no era una idealización sino un hecho. Te recomiendo al respecto la película "El gran miércoles", que cito en el artículo, y el libro "Bendita locura" de José Ángel González Balsa en Editorial Milenio, sobre Brian Wilson, que hace un esbozo bastante preciso de aquel momento. La idealización vino después, cuando todo aquello terminó, pero sin duda sí que existió. Era posible porque en California existía un alto nivel de vida, como aún hoy día, y el surf no era una profesión, sino un hobby que estaba muy de moda por entonces. Respecto al primer número 1 de los Beatles en EE.UU., I want To hold Your Hand, en el artículo no emito ningún juicio sobre ella, sólo destaco su papel de primer cañonazo, pero si te digo la verdad me parece un tema impresionante, con mucha garra y talento, para nada una caca, como casi todo lo que hicieron los Beatles a lo largo de su carrera como grupo.

Civ, pues sí, lo dijo, creo recordar, en una entrevista en Lo más Plus, y también me decepcionó mucho porque este tipo siempre había defendido sus orígenes humildes y su poco apego al dinero y al éxito. Pero está claro que empezar a ganar mucho con lo que haces debe de producir un cambio sutil en los ideales.

Civ -

Respecto a lo último, me sorprende que Manolo García haya dicho eso. No me gusta su música, pero siempre me ha parecido mucho más abierto y razonable en estos temas, no sabía que también había sido zombificado por Teddy Bautista. Como cambia la gente...

son -

ejem, a verrrr,ya te has estado tragando los reportajes musicales del Sputnik? I wanna hold your hand, para mí es una caca.y sobre los beach boys...vaya sociedad de mierda que reflejan..tuvieron tanto éxito, no porque el público se sintiese identificado sino porque quería tener ese estilo de vida, no puede ser que una sociedad de surferos se autoabasteza, el surf no da de comer, como máximo de beber
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres